Areópago

En la zona de Areópago encontraremos un lugar donde diferentes grupos y realidades de acción pastoral de la Diócesis podrán dar testimonio de cómo trabajan y ofrecer sus itinerarios de vida cristiana para todos aquellos que lo deseen conocer.

¿Por qué Areópago?

Es el lugar donde San Pablo dio a conocer a los atenienses y a aquellos que pasaban por el areópago, quién era ese Dios al que llamaban desconocido. Es por ello que escogimos este nombre, pues es nuestra modesta intención dar a conocer a Dios a aquellos que pasen por allí.

“Lo tomaron y lo llevaron al Areópago, diciendo: «¿Se puede saber cuál es esa nueva doctrina de que hablas?  Pues dices cosas que nos suenan extrañas y queremos saber qué significa todo esto”.  Hch 17, 20-21

No se admiten más comentarios